Los 4 animales nocturnos que puedes tener como mascota

16 mayo, 2019 - Maria José Sánchez Palomo

Durante el día suelen descansar plácidamente y apenas hacen ruido. Duermen sin parar, abren apenas los ojos para beber o comer algo, darse una pequeña vuelta y de regreso a su cama. ¡Qué paz transmiten! Por las noches parecen cobrar vida y adquieren una vitalidad que parecía impensable hace apenas unas horas. Nos referimos a los animales nocturnos, esos seres vivos que mantienen una mayor actividad al caer el sol y entre los que encuentras algunos que pueden ser perfectamente tu mascota. 

A continuación te presentamos 5 mascotas nocturnas, animales que despiertan cuando sale la luna y a los que conviene acomodar en un lugar de la casa que sepamos que no va a molestar en la noche. 

1. Hamsters

Probablemente sea el animal nocturno más conocido y común en los hogares y viviendas particulares. Estos roedores tienen unas costumbres peculiares y suelen estar prácticamente todo el día planchando la oreja, como se dice popularmente. Al atardecer empiezan a salir de esa especie de letargo y cuando ya está la luna en todo su apogeo no hay quien los pare. Si adoptas uno como animal de compañía es importante que respetes su sueño diurno y que lo mantengas en un lugar sin mucho ruido. Por la noche ya sabes, ¡nada de dejarlo en tu dormitorio si es que quieres dormir tranquilamente!

Los hamsters son las mascotas nocturnas más conocidas (iStock).

2. Ratones

Si te preguntas si puedes tener una rata o ratoncito como mascota, has de ser consciente de que esta especie de roedor es tan nocturno como el hámster y como las cobayas o las chinchillas. ¡Mucho ojo si quieres descansar a pierna suelta con el lugar donde colocas su jaula! Aprovechan la oscuridad para aparearse y hacer ejercicio, para alimentarse y, llegado el caso, para dar a luz. La vista es el sentido menos desarrollado de estos animalitos por lo que el hecho de que apenas se vea no es inconveniente alguno para ellos. Los ratones suelen dormir unas 20 horas entre la mañana, la tarde y la noche pero es al anochecer cuando más despiertos y activos se muestran.

Los ratones duermen especialmente durante el día (iStock).

3. Cobayas 

Son crepusculares, es decir, no puede decirse al 100% que sean nocturnas pero sí es cierto que se reactivan cuando cae el sol, al atardecer. Lo normal es que sus idas y venidas y las acciones que realice por norma ocupen parte de la noche así que ojo con estos animales si los adoptas como mascotas y no quieres que perturbe la tranquilidad propia del hogar cuando va terminando el día.

Las cobayas se activan a primera hora del día y al caer el sol (iStock).

4. Conejos

Otra de las mascotas nocturnas son los conejos, que realmente también han de tratarse más como seres crecupusculares, especialmente despiertos y dinámicos a primera hora d ella mañana y a última hora de la noche. Aprovecha esos momentos para interactuar con él y déjalos el resto del día que descansen y repongan fuerzas. Los conejos son capaces de dormir con los ojos abiertos, normalmente si permanecen en alerta ante algún peligro. Será lógico que lo veas así en las primeras semanas de convivencia en un nuevo hogar. Respecto al tiempo que duermen, está entre las seis y las ocho horas diarias, hasta 10 si está muy familiarizado con la casa donde reside y con la familia con la que convive.

Los conejos, tiernos y crepusculares (iStock).

Existen otros animales nocturnos que a veces se adoptan como mascotas, como es el caso del búho o incluso el murciélago. Sin embargo, hay que reseñar que son especies que están prohibidas para tener como animal de compañía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.