7 problemas que podrías detectar según la nariz de tu gato

14 julio, 2020 - Marta Benayas

 

Si se conocen bien las partes del cuerpo de una mascota se puede comprobar que el estado de salud del animal esté en orden e incluso diagnosticar algunas enfermedades enfermedades. La nariz es uno de los principales indicadores del estado de salud del gato: la temperatura a la que se encuentre, el grado de humedad o las secreciones pueden aportar alguna pista de cómo se encuentra el gato. A continuación te damos las claves de su significado en base a estos criterios.

Nariz seca

Al contrario de lo que puedas pensar si tu gato tiene la nariz seca no tiene por qué estar relacionado con ningún problema de salud. Aunque lo normal es que la tenga húmeda, si se seca puede ser por el ambiente en el que se encuentre o porque haya estado cerca de un radiador o un foco de calor. No tienes que alarmarte.

Nariz fría

La temperatura de la nariz del gato tiene que estar acorde con la del resto del cuerpo, si está fría no has de preocuparte. Si la tiene en exceso podría ser un síntoma de enfermedad, habla con tu veterinario.

Nariz caliente

La temperatura de la nariz de un gato, y la humedad, varía todos los días. Si está caliente puede ser simplemente porque haya estado en alguna zona cálida de la casa o tomando el sol. La nariz es una de las primeras partes del cuerpo del animal que varían de temperatura ante los pequeños cambios. No te preocupes, está todo en orden.

Nariz húmeda

Ante este síntoma no tienes que preocuparte, es parte de su naturaleza felina.

Nariz demasiado húmeda

Si por el contrario está demasiado húmeda tendrías que vigilar cómo se encuentra de estado de salud tu gato, porque aunque su naturaleza sea la humedad nasal, si la tiene en exceso es que quizás esté acatarrado. Tendrás que prestar atención a más señales para confirmarlo.

Nariz con secreciones nasales con burbujas

Ya hemos dicho que esta parte del cuerpo debe estar húmeda y puede segregar alguna mucosidad ligera de color transparente, si ves que la mucosidad tiene burbujas y un color más marcado puede ser causa de infección o virus. Consulta con tu veterinario.

Nariz con secreciones nasales demasiado abundantes

Si son fluidas y transparentes no te preocupes, es normal; pero si son demasiado abundantes aunque tenga este color puede ser indicador de una alergia en tu mascota. Consulta con tu veterinario, él sabrá mejor que nadie lo que le sucede a tu mascota.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.