El camionero que rescató 64 mascotas

21 Octubre, 2018 - Maria Aguirre

facebook whatsapp

Hay historias de seres humanos y animales que deben ser reivindicadas como actos heroicos porque son muestras de amor desinteresadas, precisamente lo que nuestras mascotas, especialmente los perros, nos regalan a las personas. Tony Alsup, un norteamericano de Tennessee, se ha convertido en un ejemplo para todos los seres humanos, pequeños y mayores, de cómo se puede hacer el bien en la vida, en este caso ayudando a 64 animales que estaban contra las cuerdas ante la llegada de un huracán.

Tony Alsup con uno de los perros que rescató (Foto: Facebook)

Tony es uno de los rescatistas que ayudó durante las evacuaciones de ‘Florence’, un huracán que azotó hace pocas fechas la zona de Estados Unidos en la que reside Tony, al que se le ocurrió la gran idea de recorrer distintas zonas del estado de Tennessee con un autobús escolar con la inscripción en inglés ‘Refugio de emergencia de animales’ y salvar de los efectos de la climatología adversa a 53 perros y 11 gatos según datos de la prensa local.

Alsup ha adaptado un autobús escolar viejo, de los clásicos amarillos, y lo ha bautizado como EARS, siglas de ‘Emergency Animal Rescue & Shelter. Es un bus que en vez de asientos tiene todo ese espacio reservado al traslado de animales.

El camión con todo lo preparado para llevar a cabo los rescates (Foto: Facebook)

Tony, camionero de profesión, respondió de este modo a la llamada de auxilio de diferentes centros de acogida como por ejemplo el Centro de Animales de Saint Frances, que confirmó en sus redes sociales el acto heroico y poco convencional de Tony Alsup, que ya un año antes ayudó a numerosos animales en situaciones similares ante el huracán Harvey.

En aquel momento Alsup compró el autobús escolar porque los refugios pensaron que al prestarse voluntario para llevar animales fuera de la zona de peligro podría hacerlo por decenas. No era así pero Tony le puso remedio adquiriendo el bus en el que lleva a cabo sus acciones altruistas que compagina con el duro oficio de ponerse durante horas a los mandos de su camión.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.