Qué le pasa a mi perro si se rasca mucho

7 mayo, 2018 - Marta Benayas

Cuando uno tiene un perro, conoce a la perfección sus movimientos, gestos, expresiones y miradas, incluso mejor que los de uno mismo) por eso cualquier anomalía nos hace plantearnos diferentes interrogantes, ¿estará enfermo?, ¿le habrá picado un insecto?, ¿se sentirá mal? Es lógico que te preocupes por tu peludito, peor siempre tiene que ser con cabeza y consciente de que no te estás alarmando por algo que en realidad no es grave.

Si últimamente has notado que tu mascota se rasca mucho -o más de lo normal-, antes de poner el grito en el cielo, lo más aconsejable es que analices la situación con detenimiento para ver descubrir si se trata de un problema serio. En cualquier caso, si no logras entender lo que le pasa lo mejor es que acudas al veterinario. Algunas de las causas que pueden hacer que tu perro se rasque mucho pueden ser las siguiente.

Irritación

La irritación en el pelaje y la piel puede desencadenar un picor fuerte e intenso. En este caso tendrás que descubrir cuál ha sido la causa. Puede ser desde su champú al detergente que utilizas para lavar sus cosas. Si has cambiado la marca de alguno de los productos que utilizas, puede ser el origen del problema. Hasta que no sepas con certeza lo que sucede no tomes ninguna medida, corres el riesgo de empeorar la situación.

Reacción alérgica

Al igual que los humanos, los perros pueden sufrir reacciones alérgicas. Puede ser desde una planta (ojo en primavera si lo llevas al parque o zonas con vegetación) a un producto de limpieza que uses en casa, un alimento o una sustancia química.

Picaduras

Cuando se piensa en picaduras lo primero que tiene a la cabeza son las pulgas o garrapatas, los grandes enemigos de nuestros peluditos. En este artículo te enseñamos como combatirlas.

Hongos

En este caso lo mejor es que acudas de inmediato a tu veterinario para que ponga un tratamiento a tu peludito lo antes posible. No te olvides de lavar a conciencia toda su ropa y sus juguetes para eliminar cualquier tipo de rastro.

Ansiedad o miedo

Una forma de manifestar el miedo, o ante una situación de estrés muy intenso, aunque no sea lo más común, es rascarse. Podrás descubrir si tu perro sufre de ansiedad analizando su comportamiento, normalmente se acompaña de pérdida del apetito, insomnio o irritabilidad entre otras cosas.

Aburrimiento

Sí, como lo oyes, si tu perro no tiene nada mejor que hacer rascarse puede convertirse en uno de sus ‘hobbies’ improvisados. Tendrás que saber diferenciar la manera de rascarse de cuando se trata de un problema serio. Normalmente si tu perro se rasca por placer lo hará más despacio que si de verdad le pica.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.