Las 7 razas de gato con el pelo más bonito

2 julio, 2019 - Marta Benayas

El reino animal está lleno de sorpresas, y por mucho que creamos conocer una raza a la perfección, siempre hay algo nuevo que aprender o descubrir. Cuando se habla de mascotas, normalmente se asocia la variedad a los perros, sin embargo el universo de los gatos es más plural de lo que pueda parecer en realidad.
Se pueden clasificar de muchas formas, atendiendo a su color, su personalidad, su ascendencia o incluso si tienen pelo o no; y precisamente tomando como referencia esta última cualidad (y después de observar a muchos mininos) hemos elegido los que probablemente posean el pelaje más llamativo y elegante. La pregunta es, ¿Cuál es tu favorito?

Gato de angora

Procedente de Turquía, probablemente estemos ante una de las razas más antiguas. Su porte unido a sus grandes ojos y su carácter amigable y tranquilo hacen de este felino uno de los favoritos. Su belleza ha servido para que se le cruce con otros ejemplares para dar lugar a nuevas razas como el persa.

Gato ragdoll (Istock)

Gato ragdoll

Si tuviésemos que elegir un gato simpático, sería el ragdoll. Es un cruce relativamente nuevo -no más de 30 años- entre persa, el birmano y el siamés. Su pelo se podría comparar con una nube de algodón y aunque se pueden encontrar de colores variados que van del blanco al marrón, lo más común es encontrarlo con una base clara y motas más oscuras en el rostro, patas y rabo.

Gato persa

Sus rasgos son inconfundibles. Poseen la cabeza muy redonda, ojos almendrados, orejas pequeñas de la que salen dos mechones de pelo y pueden ser de colores tan diversos como el blanco, negro, gris, azul, marrón o crema. Su pelo es muy suave y está formado por dos capas, una densa y corta y otra más larga. Son muy tranquilos y les gusta recibir muchas atenciones.

Gato bengalí

Se trata de uno de los más exóticos proveniente del cruce de una hembra de leopardo y un gato doméstico. Su pelo no tiene nada que envidiar al de estos animales y tiene unas manchas a medio camino entre el tigre, el leopardo y el guepardo que lo hacen inconfundible. Aunque su cabellera es bastante espesa, también es delicada, así que tendrás que prestarle mucha atención.

Gato británico de pelo corto (Istock)

Gato himalayo

A medio camino entre el persa y el siamés, su belleza es muy elegante y majestuosa. Son muy fáciles de reconocer por su rostro oscuro y el cabello más claro, y si te decantas por tener uno debes tener en cuenta que son bastante delicados. Un dato curioso, a pesar de su nombre, son procedentes de Suecia.

Gato británico de pelo corto

Es un gato muy cariñoso, amigable y fiel. Podrás reconocerlo por su aspecto muy similar al de un peluche. Suele presentarse en un solo color uniforme, sin manchas y con aspecto muy denso. La raza procede del Reino Unido y en el país es muy admirado y querido, de hecho es considerado como un emblema.

Scottish fold

Muy similar al gato británico de pelo corto, procede de Escocia y se diferencia del primero en que tiene el rostro más redondeado y un cuerpo más robusto. Su pelo es tan suave que no tiene nada que envidiar al algodón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.