5 consejos para prevenir bolas de pelo en gatos

20 julio, 2020 - Maria Aguirre

Si alguna has convivido con ellos, ya sabrás de sobra que los gatos son animales muy pulcros; el agua no les gusta, pero eso no quita que no sean cuidadosos con su higiene personal. Uno de los procesos más curiosos que ocurre con ellos es la pérdida de esa capa de pelo que les sobra cuando llegan las temperaturas cálidas.

Ese pelo se convierte a su vez en las famosas bolas de pelo, que en una amplia mayoría acaban siendo ingeridas por los propios animales, pero si lo hacen en exceso pueden provocar un problema serio de salud. Generalmente, las expulsan en las heces o las vomitan, pero pueden obstruir el tracto digestivo, de ahí que sea importante que los dueños del animal se preocupen por limitar la aparición de estas peligrosas bolas de pelo.

El cepillado diario del gato es fundamental (Foto: iStock)

El consejo esencial para ello es el cepillado diario, sobre todo en gatos con pelaje largo y frondoso. Hay que tener en cuenta que el pelo acaba en cualquier rincón de la casa, no solo en forma de bola ingerida por ellos, así que de paso estarás haciéndole un favor a la limpieza de la casa. Pero sobre todo estarás siendo cuidadoso con la salud del animal. Los cepillados diarios no acaban con las bolas, pero sí limitan su tamaño, lo cual facilita su expulsión si el gato las traga.

La alimentación también ayuda, aunque lo haga en menor medida que el cepillado diario. Hay productos específicos que facilitan el tránsito de las bolas de pelo hasta ser eliminadas, y esto casi siempre tiene que ver con la fibra, el gran aliado del tránsito intestinal. De todos modos, como siempre que hacemos una recomendación sobre la dieta de un animal, la guía del experto veterinario es el mejor camino para aplicarla.

Llegado el caso, el propio veterinario también podrá recomendar el uso de suplementos alimentarios que potencien todavía más el efecto que consigue la dieta rica en fibra en el intestino del animal. Algunos son suplementos que ayudan también al pelo, por un lado a que se caiga menos y por otro a restaurarlo después de la caída masiva.

Es importante que no se acumule el pelo por la casa para evitar que lo traguen después (Foto: iStock)

Otro buen consejo es que dejes al gato mordisquear la hierba o plantas naturales, porque lo que en realidad está haciendo es facilitar la expulsión de las bolas de pelo. Por lo tanto, un cuarto consejo es dejarles hacerlo en vez de enfadarse.

Es importante, eso sí, que controles qué tipo de verde mordisquea el animal, e incluso para garantizar más si cabe su salud puedes proporcionarle tú mismo un tipo de vegetación que sea segura y que le guste. De hecho, este es el quinto consejo que te damos. Por ejemplo, les encanta la menta para gatos (Nepeta Cataria), el tomillo de gato (Teucrium marum) y la valeriana, entre otras especies. Además, hay otro motivo de peso para proporcionárselas: evitar que acabe con otras especies que embellezcan tu jardín.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.