3 productos eficaces para enseñar a ir al baño a tu gato

13 diciembre, 2018 - Marta Benayas

facebook whatsapp

Cuando se tiene una mascota, desde los inicios hay que comenzar con la labor de adiestramiento si queremos que en el futuro la convivencia sea óptima. Tanto en perros como en gatos, el momento de ir al servicio se convierte para muchos en una verdadera odisea, aunque hay que reconocer que, en el caso de los mininos, suele ser más fácil el aprendizaje que con nuestros amigos peludos.

Que tu gato haga sus necesidades en el baño (ya sea en su arenero o incluso en la taza) no tiene que convertirse en una utopía si sabes cómo enseñarle desde que es cachorro. Con la ayuda de la tecnología y un poco de paciencia, hay 3 utensilios que pueden ayudarte a que esta tarea sea mucho más fácil y que te explicamos a continuación.

Existen productos para que haga sus necesidades en la taza (Istock)

Existen productos para que haga sus necesidades en la taza (Istock)

3 productos infalibles para enseñar a ir al baño a tu gato

Arenero

Si decides que tu gato haga sus necesidades en el arenero no te olvides de cambiar la arena regularmente, los gatos son extremadamente limpios y en cuanto vean que está sucia no querrán hacer sus necesidades ahí. Colócalo dentro del baño para que, poco a poco entienda que esa es la zona a la que debe acudir.

Kits de adiestramiento

Aunque no sea lo más natural -a los gatos les gusta excavar en la arena- muchos mininos aprenden a hacer pis en el WC, pero como para ellos no es tarea fácil (sobre todo al principio), existen en Internet productos específicos que se adaptan a tu retrete para que poco a poco tu mascota vaya habituándose.

Con disciplina y paciencia lo conseguiréis (Istock)

Con disciplina y paciencia lo conseguiréis (Istock)

Sprays repelentes

Este tipo de productos contienen unos olores especiales que, aplicados en las zonas de la casa donde no quieres que tu gato haga sus necesidades, evitan que miccione en esos lugares, y ayudan a la larga a que entienda que se tratan de “zonas vetadas”. Por muy apetecible que parezca, te recomendamos que no abuses y lo extiendas por toda la casa, o tu gato lo pasará muy mal.

Y recuerda, como en todos los procesos de aprendizaje, son fundamentales la paciencia y la disciplina. De un día para otro no pretendas milagros, sólo con el tiempo lo conseguirás.

*Precios actualizados a fecha 13 de diciembre de 2018.

 

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.