8 curiosidades sobre la raza de gato American Shorthair

25 enero, 2021 - Maria Aguirre

De vez en cuando nos gusta profundizar en algunas de las muchas razas de gato que existen, y esta vez le toca el turno al American Shorthair, cuya traducción, ‘Americano de pelo corto’, ya nos da algunas pistas tanto de su origen como de su imagen.

Este animal, con un pedigrí muy prestigioso, tiene su origen en el continente americano, a donde llegaron sus antepasados de la mano de los primeros colonos. Con muy buenas habilidades para la caza, es un gato robusto y fuerte que cuenta además con numerosas curiosidades en su haber.

El American Shorthair es poco habitual en Europa (Foto: iStock)

Tiene “primos hermanos” en Europa

Todo hace indicar que el american shorthair es un gato con un origen común a dos razas similares europeas, el british shorthair y el europeo. Las tres se desarrollaron por sí mismas, sin la intervención del ser humano, algo poco habitual en las razas de gatos y perros.

Poco habitual en Europa

No se conocen menciones al american shorthair como tal hasta 1966, año en el que se le bautizó con el que todavía hoy es su apelativo, y con el que se le conoce en todo el mundo. Curiosamente, está muy presente en países como Japón además de Estados Unidos y Canadá, pero no tanto en Europa.

Características estéticas

El american shorthair es un gato de pelo corto que presenta una enorme variedad cromática, si bien es característico el dibujo atigrado de su pelaje. Además, también puede tener colores distintos en sus ojos dependiendo del individuo y su historial genético. Y físicamente, es de tamaño medio pero fuerte y proporcionado, ideal para cazar, la utilidad que se le dio en origen.

Carácter cariñoso

Es un gato muy mimoso al que le gustan mucho las caricias, de manera que es de esos animales de compañía que se deja querer. Además, como cazador que es, adora jugar así que es activo y divertido, pero sin llegar a ser agotador como otras especies porque al mismo tiempo es bastante sereno.

Curioso por naturaleza

Lleva la curiosidad en sus genes así que conviene no perderle de vista o al menos tener muy controlado el espacio del hogar en el que se mueve porque es un gato autónomo con tendencia a escaparse, si bien al ser muy sociable se adapta de maravilla a la vida con seres humanos, incluso los desconocidos.

Son curiosos, muy fáciles de asear y propensos a engordar (Foto: iStock)

Comilón

El american shorthair es un gato muy glotón por lo general, de manera que se deben controlar mucho las comidas y las cantidades de esta que se le ofrecen. Una dieta equilibrada es necesaria para que no engorde porque tiene tendencia a ello.

Fácil aseo

Al tener el pelo corto, esta es una gran ventaja para los dueños del animal a la hora de asearlo. No quiere decir esto que no suelte pelo, porque sí que lo pierde de forma moderada, pero por lo menos no hay que proporcionarle cuidados especiales al respecto.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.