¿Cuándo entrenan y trabajan los perros policía?

29 Septiembre, 2017 - Julieta Areco Iglesias

facebook whatsapp

Los perros pueden ser héroes también. Por todos es sabido que los perros son protectores por naturaleza y que nos pueden ayudar en muchas situaciones. Tanto es así que algunos canes tienen cualidades especiales que les hacen perfectos para convertirse en policías.

Una profesión complicada que requiere unas características especiales por parte del perro ya que tienen mucha responsabilidad a sus lomos. Todos los perros para convertirse en policías tiene que cumplir unos requisitos mínimos y seguir un entrenamiento básico para luego ser colocados en sus respectivas especialidades que conllevarán diferentes entrenamientos.

¿Cómo tiene que ser un perro policía?

Los perros policía tienen que estar muy entrenados (iStock)

Para saber si el perro puede “optar” al puesto de policía canino primero tiene que pasar por una prueba examinada por expertos entrenadores. Lo principal es que el perro esté dispuesto a esforzarse, a trabajar y a seguir a su guía humano. También tiene que reunir ciertas características físicas que le harán más predispuesto a unas tareas u otras.

Por ejemplo, los pastores belga al ser atléticos e inteligentes ayudan mucho a los agentes, así como los pastores alemanes o los doberman o rotttweiler. Por otra parte los labradores, los beagles o los foxhound suelen tener un olfato especial que los hacen perfectos rastreadores.

¿Cómo es el entrenamiento de un perro policía?

Cada perro se especializa en una categoría (iStock)

Lo primero que se tiene en cuenta es trabajar la socialización del perro desde pequeños (6 a 8 semanas), en este periodo de socialización el perro tiene que acostumbrarse a todos los imprevisto y situaciones: ruidos, niños, diferentes superficies, etc.

Luego hay que establecer un vínculo con el, estimulando comportamientos que ya conoce: sentarse, buscar cosas, pasear, etc. Hay que fomentar el vínculo para que haga esto en el momento adecuado.

Después se introduce lo que se llama “cobro”, que consiste en darle cierta recompensa por las cosas que va haciendo. Como que cuando trae la pelota, la siguiente vez se le tirará más lejos y así ve como “complace” a su entrenador.

Finalmente se estimulan los sentidos del animal, como el olfato, introduciendo comida en los juegos y entrenamientos, escondiéndola y haciendo que la busque, etc.

De esta manera, después de este primer acercamiento al entrenamiento en el que tiene los sentidos estimulados y atentos, cada perro va destinado a una categoría de ayuda en la que recibirá una formación específica: asistencia, protección y defensa, detección de sustancias, rescate…

1 respuesta a “¿Cuándo entrenan y trabajan los perros policía?”

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.